SE AGRAVA LA FALTA DE ATENCIÓN MÉDICA EN EL IESS POR FALTA DE INSUMOS Y MEDICAMENTOS

No hay medicamentos para pacientes catastróficos, las cirugías deben ser sus pendidas por falta de insumos y los pacientes pierden la batalla por no tener acceso a sus derechos de salud.

La situación de los hospitales del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social, IESS, es alarmante por la falta de insumos y medicamentos que están dejando sin atención médica a los pacientes renales, trasplantados, con enfermedades crónicas, raras y catastróficas.

La situación es tan grave que, según un reportaje de la cadena Ecuavisa, el IESS ha debido pedir prestados medicamentos al Ministerio de Salud Pública

La paciente guayaquileña, Dora García, informó en el reportaje que los pacientes deben comprar desde guantes y salir de los hospitales por la falta de insumos. “La situación de los hospitales del ministerio de Salud como del IESS como están en crisis” señaló.

Frank Alarcón, paciente con leucemia, señaló que desde hace meses no recibe la medicación para su tratamiento. La misma situación viven muchos enfermos catastróficos que no pueden seguir con sus tratamientos, porque por el alto costo de las medicinas no les es posible adquirirlos por su propia cuenta.

El conmovedor clamor de los pacientes del hospital Carlos Andrade Marín puso en evidencia la gravedad de la situación que no se atiende a pesar de que los propios médicos del centro hospitalario hace pocos días reclamaron la atención de las autoridades para la adquisición de medicamentos e insumos para la atención a los pacientes.

El nuevo gerente del hospital, Darío Sarasti, reconoció la “situación caótica” en la que se encuentra el hospital “después de una gestión que realmente ha sido una catástrofe administrativa para el hospital y que nos tiene en este momento sumidos en graves problemas”.

Esto porque según se informó el abastecimiento de medicamentos está en apenas un 36%, lo que pone en riesgo la salud de los pacientes.

La responsable de la unidad de farmacia, de la nueva administración, Mónica Cárdenas informó que se han realizado compras emergentes e incluso se han pedido medicamentos prestados a la Red Pública de Salud.