14 de Junio. Día Mundial del Donante de Sangre

Como cada año, el Día Mundial del Donante de Sangre se celebrará en todo el mundo el 14 de junio. Este evento sirve para dar las gracias a los donantes voluntarios no remunerados por un regalo que permite salvar vidas, así como para concienciar de la necesidad de hacer donaciones regulares para tener acceso oportuno y asequible a sangre y productos sanguíneos seguros y de calidad, como parte integral de la cobertura sanitaria universal y componente fundamental de los sistemas de salud eficaces.

Las transfusiones de sangre y sus productos salvan millones de vidas al año. La sangre y los productos sanguíneos son elementos esenciales para el tratamiento apropiado de las mujeres con hemorragias asociadas al embarazo y al parto; los niños que padecen anemia grave a causa del paludismo y la malnutrición; los pacientes con trastornos hematológicos y de médula ósea, trastornos hereditarios de hemoglobina e inmunodeficiencia; las víctimas de un traumatismo, emergencias, desastres y accidentes, así como los pacientes que se someten a intervenciones médicas y quirúrgicas avanzadas.

Aunque el suministro de sangre y productos sanguíneos es una necesidad universal, existen diferencias marcadas en cuanto al nivel de acceso a sangre y productos sanguíneos seguros entre los distintos países y dentro de los mismos. En muchos países los servicios de sangre siguen teniendo problemas para ofrecer sangre y productos sanguíneos suficientes y garantizar su calidad y seguridad.

La Donación en Ecuador

Datos y estadísticas de la donación voluntaria de sangre en Ecuador.

En Ecuador solo el 1.4 % de la población dona sangre. La Organización Panamericana de la Salud (OPS) establece que para llenar las necesidades de sangre se requiere de la donación de al menos entre el 2 y 5% de la población.

La sangre que tú donas se destina a hospitales y clínicas del país. Cruz Roja Ecuatoriana abastece el70% de la demanda total a nivel nacional.

La sangre utilizada para la transfusión debe provenir de gente sana. La sangre no es únicamente un tejido vivo, sino también renovable, por lo que las personas sanas tienen mecanismos para recuperar la sangre donada en poco tiempo, así el líquido que se pierde en la donación se renueva en 24 a 48 horas con la ingesta de líquidos y las células como los glóbulos rojos se renuevan en el lapso de 2 meses.

Muchas personas necesitan sangre para suplir grandes pérdidas de sangre en los casos de cirugías, traumatismos, sangrados gastrointestinales y partos.  Así también, los pacientes con cáncer y las personas  con trastornos genéticos como latalcemia y la enfermedad de células falciformes la necesitan. Las personas con estos trastornos requieren de un suministro regular de sangre segura para reemplazar su deficiencia de sangre.

Ser dador de vida es fácil y seguro. No hay que temer que la donación regular de sangre debilite a la persona, le ocasione impotencia, le acelere el proceso de envejecimiento o vuelva propensa a enfermedades.

Si quieres donar sangre puedes acceder a este link en donde encontrarás los puntos disponible para ello: http://http://www.cruzroja.org.ec/index.php/donasangre/puntos-fijos-de-donacion-de-sangre

 

Tomado de: https://www.who.int/es/campaigns/world-blood-donor-day/2019